SOLUCIONAR YA EL GRAVE PROBLEMA DE LAS MINAS EXPLOSIVAS - SIN DEMORAS!!!  SIN EXCEPCIONES!!!  SIN SOLUCIONES PARCIALES!!!
SOCIEDAD DE LA DIVINA VIDA HOME ENSEÑANZAS MENSAJES RELIGIONES DISCURSOS SANTOS SIRVE, AMA, MEDITA, REALÍZATE
PREGUNTAS FRECUENTES NOTIFICACIONES LIBROS CENTROS GUÍA DE SITIOS BUSCAR

Traducción al español del e-mail dirigido por Shrî Pannirselvam Kanagaratnam a la familia de "The Divine Life Society" el domingo 16 de noviembre de 1997, el cual contiene una carta de Bhagavan Shrî Swami Chidananda Maharaj en ocasión del Cincuentenario de la Independencia de India.

¡Bendito Atman Inmortal!

Amados Sadhakas y buscadores espirituales,

Que la gracia de la Madre Divina, ese Primer Poder Cósmico Supremo, transcendental, esté ahora en todos ustedes y a lo largo de su vida. Que este Poder Supremo se manifieste en ustedes como fuerza espiritual interna para superar todos los obstáculos que se encuentren entre ustedes y su noble misión de vivir una vida ideal y lograr la experiencia de Dios. Que el Divino Poder Cósmico se manifieste en ustedes como Dharma (rectitud) y Adhyatma (el principio del Ser). Éste es mi deseo y súplica durante esta época en que todos nosotros estamos dedicados a adorar y rendir culto a la Madre Divina del universo durante nueve noches en sucesión. Es un período de culto ferviente que culmina en la victoria jubilosa de las fuerzas positivas de la Luz sobre todas las fuerzas negativas de la Oscuridad. Es un día de celebraciones llenas de júbilo y regocijo, sobre todo en Bengala, donde lo llaman el día de Vijaya (victoria). El movimiento interno de la vida espiritual realmente constituye tal ascenso de la conciencia, que va desde los niveles menores y más bajos de los aspectos densos de la naturaleza humana a los niveles progresivamente más altos, más sutiles y purificados de los estados del pensamiento, del habla y de la acción. Es un movimiento ascendente hacia Sattva Guna, las cualidades divinas y una visión espiritualizada de la vida. Que todas nuestras oraciones a los pies de la Madre Divina del universo durante estos nueve días sean principalmente para el logro exitoso de la meta más alta de perfección espiritual en nuestra vida. Que nosotros no le pidamos nada baladí o cosas insignificantes de este plano terrenal cuando Ella es capaz de darnos nuestro Supremo Bienestar y nuestro Mayor Bien. ¿Por qué pedir cosas pequeñas cuando Ella es capaz de bendecirnos con la más importante de todas las cosas?

Amado Atman, este año, el año del Cincuentenario de la Independencia de nuestra India, una coincidencia significante es digna de ser señalada. Hay algo especial, el comienzo del culto anual de la Madre coincide con la fecha del cumpleaños del excelentísimo Bapu Mahatma Gandhi, 2 de Octubre. La vida entera de Bapuji fue un decidido esfuerzo para liberar a nuestro país de los grilletes de la dominación extranjera. Afortunadamente en su propia vida él tenía la satisfacción de ver esta meta lograda. Pero hoy, después de medio siglo de nuestra Independencia, nuestro país lo mismo que nuestra gente se ha descarriado, se ha ido muy lejos de los nobles ideales y principios que Bapuji había puesto ante nosotros como herederos de una preciosa herencia y de una forma de vida noble y sublime. Gobernante y gobernados parecen haber decidido considerar a su país, así como a ellos mismos, como una entidad política y una forma política. Lo que sería más lamentable es que un país espiritual, que tiene la Rueda del Dharma como su símbolo, abandone la visión espiritual, poniendo los ideales del Dharma de lado como algo que pertenece a las sagradas escrituras y que ya no es aplicable en nuestros tiempos presentes. Toda fuerza de expresión ha sido trasladada del Hombre sólo a la materia y al dinero, dándole un valor supremo. Rechazando la Luz nos estamos moviendo hacia la oscuridad. Rechazando la Gran Realidad nosotros estamos buscando con empeño las irrealidades temporales y en lugar de hacer nuestra vida un camino ascendente hacia la inmortalidad y la vida eterna, nos estamos moviendo aceleradamente en el camino hacia abajo, hacia la perdición. Este deplorable movimiento descendente debe ser detenido y la nación debe dar media vuelta y recuperar su gran herencia.

Ésta es la tarea a realizar en India tanto por sus ciudadanos así como por las personas en posiciones de poder. Es en este contexto que un Código de Conducta común a la Nación entera se vuelve un factor inestimable y de fuerza para cambiar de dirección e ir hacia la dirección correcta. Una sociedad sin rumbo y sin dirección puede estar llena de mucha actividad pero no logrará ningún objetivo útil ni alcanzará ningún buen destino. Puede amontonar fruslerías que centellean por un breve tiempo y pronto se apagan. Puede acumular latón y oropel que, en último análisis, demuestran ser de muy poco valor o importancia. Es como tirar las perlas preciosas y retener un montón de conchas de ostra vacías. Pero, es bastante diferente cuando la gente y la nación tienen un gran y noble ideal ante ellos, para vivir y esforzarse para conseguirlo. Es diferente cuando esa sociedad y ese país tienen un propósito y un objetivo por el cual vivir y esforzarse. Cuanto más elevado sea el propósito y más noble el objetivo, ese país y su gente se vuelve más grande y más admirable a los ojos y estimación de otros países y otros sectores de la sociedad humana en nuestra familia humana mundial. Tal nación y sus ciudadanos ganan un lugar de respeto en la comunidad de las naciones del mundo. Ese país, su gente y su cultura son considerados dignos de emulación. Nuestra Madre Patria (Bharatavarsha) tiene todo el potencial para ocupar tal lugar de dignidad y respeto en la asamblea de las naciones de este importante Siglo 20 y en esta importante ocasión de su paso hacia el alba del Siglo 21.

Nuestro mundo, traumatizado por décadas de hostilidad, enemistad, odio mutuo, desconfianza, violencia y horrendas guerras que han dejado destrucción, devastación, desolación e inimaginable agonía y pesar en innumerables corazones afligidos y traspasados de dolor, está sediento de alivio. Nuestra humanidad contemporánea, hecha naufragar por esta tragedia humana, está mirando con ojos anhelantes al cercano Siglo 21. Tiene grandes expectativas. Pero, al mismo tiempo tiene graves presentimientos y su tranquilidad se siente amenazada debido a toda la fabricación de armas nucleares, con una gran cantidad de megatones, que ahora tienen el poder de aniquilar toda vida de la superficie de nuestro planeta y destruir y devastar la tierra entera por radiación nuclear mortal con los más terribles efectos posteriores. En esta situación ¿que podemos nosotros, los ciudadanos de la Madre India que somos los descendientes de los antiguos Rishis de Divina Inspiración, los grandes videntes de iluminada sabiduría, ofrecer como una solución, como una luz en la oscuridad a nuestros hermanos de nuestra familia humana mundial? ¿Con qué podemos contribuir nosotros para dar una forma creativa y positiva para salir de este estado que está prevaleciendo? ¿Podemos nosotros, como nación y como personas, ayudar eficazmente para que se cumplan las esperanzas y se realicen los sueños de la humanidad para el Siglo 21? Nuestros líderes, nuestros altos sacerdotes políticos que ocupan puestos de poder y autoridad deben contestar esta pregunta. Ellos deben dar el ejemplo. Ellos deben tomar la dirección correcta y hacer que la gente los siga, que nuestro país pueda hacer su parte en el proceso de curar las heridas ocasionadas en la primera parte del siglo y llevar al país hacia un destino de total bienestar, unidad humana, hermandad y armonía. Entonces y sólo entonces podrá decirse que nuestro país es verdaderamente la Tierra de Paz, la Tierra de Gotama Buda cuyo mensaje de "Maitri" (amigabilidad) y "Karuna" (compasión) se difundió en lejanas tierras en la edad Dorada del emperador Ashoka. Entonces de hecho nosotros seríamos dignos de ser llamados los herederos y los sucesores de Mahatma Gandhi que vivió, tajaba y dejó de lado su propia vida por la paz, amistad, armonía, hermandad y unidad.

Todo esto y más podemos ser y debemos ser nosotros si nos adherimos estrictamente a vivir siguiendo el Código Nacional de Conducta que ha sido formulado y proclamado a lo largo y ancho de India durante estos últimos cuatro años. Por consiguiente yo pido la cooperación de todos ustedes, sin excepción, para que por favor sigan haciendo todo lo que ustedes puedan para hacer llegar este Código Nacional de Conducta a todas partes de nuestro país, a todo hombre, mujer y niño, en todos los idiomas que se hablan en India.

Gracias y que Dios los bendiga.

Que ustedes prosperen y que India prospere y que juntos podamos hacer prosperar al mundo y que esté lleno de paz, armonía y hermandad.

Om Shantih.
De ustedes en Paz y Alegría.
Swami Chidananda
(Sirviente del Maestro Swami Sivananda)
El Código Nacional de Conducta puede encontrarse en http://www.dlshq.org/spanish/conduct_sp.htm


Home | Enseñanzas | Mensajes | Santos | Religiones | Preguntas Frecuentes | Discursos | Libros | Guía de Sitios | Notificaciones

Last Updated: Sun Nov 30, 1997
Para preguntas, comentarios y sugerencias dirigirse a: Swami Dharma Mata <silccapo158@cantv.net>